El Joven Sanson 7 Errores de su Liderazgo

Los 7 Errores del Liderazgo del Joven Sansón

Samsón, El Joven Sansón – 7 Errores de su Liderazgo

Todo mundo conoce la historia de este muchacho, Sansón, ¿Quién no ha escuchado de sus hazañas atando colas de zorros, derrotando leones, levantando puertas gigantes, despedazando ataduras y cuerdas, peleando y venciendo solo a muchos hombres? pero poco se habla de los siete errores de su liderazgo. Léelos abajo o Míralos en el video a continuación:

Clic sobre el VIDEO:

Error N.1) Olvidar que la Astucia Vence la Fuerza

No importa cuántos músculos tengas si no te sirven en la batalla más importante.
Grábate esto: La fuerza puede ser vencida que la inteligencia.
La astucia femenina puede poner en jaque el vigor masculino.
La unción, el ministerio y el potencial del liderazgo se ven en peligro cuando se subestima el poder seductor femenino.

Tal como la “criptonita” para Superman, así es el pecado de inmoralidad.
Sansón era fuerte físicamente, pero débil emocionalmente. Su fuerza corporal no pudo contra la astucia mental de Dalila. Dalila se convirtió en su “criptonita”.

Error N.2) Exceso de confianza.

Ten cuidado del delirio de grandeza.
¡Qué bueno por todo lo que has logrado!, pero no te creas un superhéroe autosuficiente. Si la presencia de Dios se va todo terminará. No somos competentes por sí mismos. Nuestra competencia proviene de Dios.

Ahora bien, recuerda que tus dones, talentos y ministerios no son para tu propio engrandecimiento, sino para la gloria de Dios, para ministrar al pueblo y defenderlo de los ataques del adversario.

Aunque creas tenerlo todo bajo control, no te confíes, así pensaba Sansón, David y Salomón. Pero, fueron vencidos, no por un ejército, ni por un gigante, sino por la seducción.

Tampoco debes confiarte en que las victorias del pasado son suficiente garantía para las victorias del presente o el futuro. Recuerda, camarón que se duerme lo trasquila Dalila. No cometas el error de Sansón, dormirse en brazos de su enemigo, cuida tu corazón, no seas demasiado confiado.

Jamás subestimes al pecado. La inmoralidad jamás jugará un juego limpio. Hará todo tipo de oscuras trampas para derrotarte. Tu enemigo no tiene nada que perder, sabes que tú debes consérvate santo, conoce cómo derrotó a otros en el pasado. Siempre que juegues en territorio filisteo estás en zona de muerte. No te dejes mover a su arena movediza, del fango del pecado no se puede salir librado.

Error N.3) No juegues en la cuerda floja

Si sigues jugando te pueden traicionar las hormonas, ¿tomará el hombre fuego en su pecho sin que sus vestidos ardan…? (Proverbios 6:27)

Un impulso de testosterona puede dejarte en la banca rota, o derribarte por knockOut en la lona. Sé prudente, no confié en tu carne, pon tu confianza en Dios. Resiste al diablo, pero huye de las pasiones juveniles y la concupiscencia de tu propia carne. Asegúrate que cada día esté bien crucificado es viejo hombre. No lo alimentes, hazle lo mismo que hicieron para vencer a Sansón, controla sus ojos, y todos sus sentidos.

No le des rienda suelta a tu imaginación, en oración y ayuno trae cautivo a los pies de cristo todo pensamiento y sentimiento nocivo. Los pensamientos pueden venir, pero no los alimentes.
Aléjate de Dalila, no visites tu página Web tripe XXX, no compres sus revistas, no veas sus fotografías, elimina de tu dispositivo todo tipo de películas. Salte de todo tipo de grupos donde solo hablan y comparten contenido de la red social filistea. Bloquea contactos, enemigos y falsos amigos que están esperando tu descuido para cortar las guedejas de tu ministerio. No es tiempo de dormir, despierta porque tu vida está en peligro. Recuerda no juegue con la inmoralidad, cualquiera que sea su especie, el que juega con el pecado termina convirtiéndose en un ciego juguete del diablo.

Error N.4) Yugo desigual.

Dentro y fuera de la iglesia. Una pareja que no comprenda y apoye tu llamado afectará tu visión. Un noviazgo desigual es el comienzo de un final.
Te dejará sin ojos espirituales y jamás verás tu liderazgo igual.

Meterte con filisteas traerá por lo menos tres terribles consecuencias:
1) Cerebro rapado
2) Visión cegada
3) Corazón encadenado.

No pongas la belleza física como prioridad en tu elección, la compañera idónea no puede ser enemiga de tu ministerio, tampoco una tijera de tu unción. Si bien es cierto que no la tienen que elegir tus padres, escuchar la voz de la experiencia de tu padre y tu madre te dará mayor perspectiva para tomar una prudente elección.

Cuando Dios te dice, no te unas en yugo desigual, es por tu bienestar.
Es insignificante cuántos leones derrotes, la obediencia es mejor que los sacrificios.
Del mismo modo en que las conexiones de poder te pueden impulsar hacia arriba, también debes ser consciente del poder destructor de las malas relaciones amistades (ya sea, noviazgo, matrimonios, compañeros de barrio, de trabajo, de colegio, etc.)

Error N.5) Descuidar tu potencial, cuidado, eres un líder.

No juegues con la unción. Es estupendo que puedas quemar zorros y derrotar leones, pero prepárate porque vendrán otro tipo de desafíos, si no te preparas te meterás en líos. Líos sentimentales, ataduras emocionales y lazos pasionales.

Ya no eres un niño, eres un líder. Así como como a Sansón, su padre Manoa no puede seguirte cambiando los pañales. Debes cuidar tu potencial, ya no es labor de tus padres, así que debes escoger bien tus amistades. Eres tu quien debe cuidar qué miras en Internet, qué comes, qué albergas en tus pensamientos, que sensaciones permites en tu corazón, qué haces a solas en el baño, debes controlar esa mano. Necesitas cuidar tu potencial.

Eres un líder, no eres un bebé. Ya estás grandecito como para vivir bajo las faldas de mamá. Eres todo un Sansón, deja ya el biberón. Si quieres que te den otorguen los beneficios y el trato de líder, compórtate como líder. El tiempo de chiquilladas e infantilismo terminó, es hora de ejercitar esos músculos de liderazgo, desarrollar el potencial.

Error N.6) No Cultivar la Inteligencia Emocional.

Ya que entiendes que la fuerza bruta es fácilmente superada por la sagacidad, la sutileza, la perspicacia y la malicia. Entonces debes dejar de ser un líder ingenuo, iluso e inocente. Estamos en una continua guerra, donde las armas son intangibles e invisibles. Puedes recibir un golpe bajo sin haberlo notado. Tus emociones y pensamientos te pueden jugar una mala jugada.

No permitas que toda tu vida sea gobernada por tus sentimientos, equilibra tu corazón y tu cerebro. Lee varias veces el libro de proverbios y aprende de la astucia, la malicia y el engaño del sexo contrario. Debes conocer sus tácticas de guerra, su carnada de pesca, la suavidad de sus palabras, su mirada, el objetivo real de su seductor movimiento y el fin que le espera a todos los que han caído presos. Debes ser un líder despierto, un líder inteligente en el manejo de sus emociones. No seas esclavo de tus pasiones, que no te controles, sé un líder, controla tus emociones. No puedes liderar a otros, si no puedes liderarte a ti mismo.

Debes aprender a controlar tu temperamento, fortalecer tu carácter, cultivar tu personalidad y consolidar tu identidad. Eres un hijo de Dios, un príncipe de su pueblo, un embajador del cielo, no te rebajes. ¿Cómo es posible que una minifalda te ponga a temblar y te haga babear? ¿Cómo que una foto te hace perder el norte? ¿Una filistea te hace olvidar lo eres y para dónde vas? ¿Vas a negociar la herencia eterna por una filistea?

Error N.7) Pensar que todo está perdido

Creerle más a la burla y las mentiras del enemigo en lugar de a la misericordia de Dios.
Es cierto que después de haber fallado, es grande el sentimiento de culpa, sobre todo cuando se es verdaderamente consciente del ministerio que se ha descuidado, la unción con la que se ha jugado y la estima, el respeto y honor en que todos te tenían.

Pero es en ese momento, cuando ya no se puede bajar más, porque precisamente has tocado fondo, cuando debes levantar tu mirada a los cielos, y aunque no puedes ver la luz, debes preguntarte: ¿De dónde vendrá mi socorro? No vendrá de supuestos “amigos” que viéndome como estoy me abandonaron, tampoco vendrá de aquellos que fueron cómplices de mi pecado, mi única ayuda es Dios y el arrepentimiento es el único camino hacia su perdón, hacia la reconciliación.

No le hagas caso a las burlas ni a las sátiras, ora, clama, busca nuevamente la presencia de Dios, Él es el único abogado que levanta del polvo al pobre y al menesteroso del muladar.

Te obsequio este pasaje:
Job 14:7 Porque si el árbol fuere cortado,
aún queda de él esperanza;
Retoñará aún, y sus renuevos no faltarán.
Job 14:8 Si se envejeciere en la tierra su raíz,
Y su tronco fuere muerto en el polvo,
Job 14:9 Al percibir el agua reverdecerá,
Y hará copa como planta nueva.

Te recomiendo leer los siguientes artículos:
Los 10 Mandamientos del Noviazgo
Los 21 Errores del Noviazgo
La Matemática del Noviazgo
Las 7 Preguntas más Delicadas del Noviazgo
Las 5 Dimensiones del Noviazgo

Suscríbete a nuestro boletín para informarte cada vez que hayan nuevos recursos disponibles y síguenos en:
Canal de YouTube: https://www.youtube.com/c/MasLideres
FACEBOOK: https://www.facebook.com/MasLideres/
INSTAGRAM: https://www.instagram.com/maslideres1
TWITTER: https://twitter.com/MasLideres1

Walter R. Agualimpia

Walter RA

1 comentario en “Los 7 Errores del Liderazgo del Joven Sansón

Deja un comentario